Políticas

Política medioambiental y energética de NORD

La dirección de la compañía es consciente de la importancia medioambiental que tiene nuestra empresa. El desarrollo económico orientado a los beneficios y a la protección de nuestro medio ambiente, así como el ahorro energético, no se consideran un conflicto de intereses sino una tarea común.

Política medioambiental y energética

Nuestra política medioambiental y energética se basa en el cumplimiento consecuente de todas las normas y regulaciones relevantes. Sin embargo, para nosotros la protección del medio ambiente y la conservación de los recursos no son solo una cuestión de leyes y normativas. Nosotros nos dedicamos a estas dos tareas por iniciativa y dedicación propias con la meta de mejorar constantemente.

El ámbito de aplicación del sistema de gestión medioambiental también incluye la central de la empresa en el emplazamiento de Bargteheide. El alcance del sistema de gestión energética engloba el ámbito GBN y las unidades operativas PTN, FTN y ZWN.

A la hora de desarrollar nuevos productos o procesos de fabricación tenemos en cuenta desde el principio las repercusiones medioambientales que tendrán dichos productos o procesos. Apostamos por el uso de materias primas y productos intermedios óptimos y diseñamos nuestros productos de tal forma que mientras nuestros clientes los tengan en servicio reduzcan el consumo de recursos energéticos, y una vez finalizado su uso encuentren el máximo aprovechamiento.

En cuanto a la elección de nuestros proveedores, también tenemos en cuenta su implicación en la protección medioambiental. Nos aseguramos de que aquellos de nuestros socios que llevan a cabo sus actividades en nuestras instalaciones cumplan las reglas relativas a esto. Y en el proceso de aprovisionamiento de instalaciones que consumen energía, su clase de rendimiento energético también es un criterio que se tiene en cuenta a la hora de decidir.

Por otro lado, optimizamos nuestros procesos de fabricación con miras a que generen la menor cantidad de emisiones posible y a que tengan un consumo bajo de energía y recursos. Asimismo, controlamos periódicamente las emisiones contaminantes y nuestro consumo energético. Nuestra meta es reducir al máximo o, en el mejor de los casos, evitar la contaminación medioambiental debida a los residuos, las aguas negras y el ruido, así como el despilfarro de energía.

Para ello alentamos a nuestros empleados a que, bajo su propia responsabilidad, actúen de forma respetuosa con el medio ambiente y consciente del consumo energético, y les formamos, les informamos y les animamos para que planteen sus propias ideas y propuestas para obtener soluciones.

La dirección de la empresa se obliga y reivindica la publicación de toda la información necesaria, así como la puesta a disposición de los recursos necesarios para alcanzar las metas operativas y estratégicas relacionadas con el medio ambiente y la energía. La política medioambiental y energética de NORD se revista periódicamente y, si es necesario, se actualiza.

También informamos a la opinión pública, en especial a nuestros vecinos, sobre nuestras actividades y las repercusiones medioambientales derivadas de las mismas, y mantenemos una excelente relación basada en la franqueza y la confianza con las autoridades competentes.